jueves, 2 de junio de 2016

NUEVA LEY DE INSTITUTOS Y ESCUELAS DE EDUCACIÓN SUPERIOR DEBE APROBARSE CON ALGUNAS MODIFICACIONES

La gran importancia para el país de contar con una ley de Institutos Técnicos y Escuelas de Educación Superior y la necesidad de introducir sustanciales cambios en su engranaje normativo, destacaron parlamentarios de distintas bancadas en el debate que se realizó en la sesión del Pleno.
El congresista Jesús Hurtado Zamudio consideró que el instrumento legal en debate de vital importancia para el país, especialmente para la juventud. Dijo que el Perú necesita más de 350 mil técnicos en diferentes campos de la tecnología, por lo que está obligado a “importar” técnicos de otros países.

Agregó que dentro de cinco años la demanda se incrementará. Informó que hay índices que señalan que de diez plazas laborales ocho se requerirán para técnicos y solo dos para profesionales. Recomendó a la Representación Nacional a elaborar una adecuada ley muy necesaria para la economía nacional.
Segundo Tapia Bernal manifestó que el proyecto de ley es esperado por los institutos a nivel nacional. Sin embargo, algunos institutos están reclamando por no ser considerados, especialmente las escuelas de arte y las escuelas militares.
Fredy Otárola estimó que a las escuelas de arte no se les reconoce el rango profesional que tienen, por lo que recomendó que se precise su adecuación y no ser marginados.
Daniel Mora (No al) subrayó que el proyecto es importante porque trata de revalorar a los institutos frente a las universidades. Indicó que Los institutos aspiran tener niveles de educación de calidad. Remarcó que se pretende establecer la educación dual, es decir la educación propiamente dicha complementada con la actividad laboral.
Destacó la función que tendrá EDUCATEC porque se convertirá en el ente coordinador con las regiones y los sectores productivos para precisar la oferta laboral. “Esta es la primera vez que se oficializará la profesión de la carrera técnica”, subrayó.
Anotó que en el proyecto no se considera a las escuelas de arte porque esos centros están contemplados dentro de la Ley Universitaria. Agregó que la iniciativa tendrá buenos resultados.
Justiniano Apaza Ordóñez opinó que el proyecto es lo más oportuno que se ha sometido a debate. Dijo que será de un gran beneficio para los jóvenes provenientes de hogares modestos. Es necesario aprobar este avance en la educación. Sin embargo, lamentó que la norma tienda a recentralizar la educación, por lo que es necesario afirmar el proceso de descentralización a través de las regiones, que deben ser las verdaderas administradoras de los institutos técnicos.
Jonhy Lescano consideró que la fiscalización de los institutos y escuelas de educación superior deben ser fiscalizadas sean privadas o públicas. Javier Velásquez Quesquén estimó que se debería normar adecuadamente los sueldos de los profesores de esas instituciones. Ángel Neyra opinó que la educación dual debe separarse de la normatividad del proyecto de  ley de institutos. Ese mismo temperamento lo tuvo la parlamentaria Karina Betetta.
Yehude Simon sostuvo que los institutos han funcionado como han querido, por lo que era necesaria la reforma que debe aprobarse antes que termine la legislatura. Cuestionó que las escuelas de educación superior pretendan otorgar títulos con el grado magister. También manifestó que debe precisarse que para titularse se requiere el conocimiento de un idioma extranjero.

Alberto Beingolea dijo que hay coincidencia para que se apruebe la propuesta, pero recomendó que debe modificarse determinados artículos. Remarco que los institutos y escuelas de educación superior deben ser instituciones que buscan el perfeccionamiento del alumno para el trabajo, por lo que no cabe doctorados.

No hay comentarios:

Publicar un comentario